Valentino Rossi: un cambio de estilo que puede valer el 10º título

Tal y como adelantaba en el programa de Moto Race Nation, en su episodio número 35, Valentino Rossi ha vuelto a cambiar su estilo de pilotaje. Esa nueva modificación en su forma de pilotar le puede llevar a conseguir la regularidad que le lleve hasta la décima corona.

La de 2018 ha sido una temporada complicada para Yamaha, en donde han evidenciado problemas de diseño en el motor, estar rezagados en la comprensión de la electrónica y, sobre todo, ha evidenciado una prácticamente nula capacidad de reacción.

Todo ello ha impedido a sus pilotos estar en las posiciones que se esperaba. De hecho, sólo han conseguido una victoria a lo largo de toda la temporada, después de mejorar el rendimiento del motor tras haber contratado los servicios de Michele Gadda, quien había trabajado con la electrónica de Magneti Marelli.

Hay que señalar que la electrónica consigue mejorar el rendimiento de la moto de una manera casi imperceptible, a nivel de rendimiento en el tiempo por vuelta, la gran virtud de una electrónica bien configurada es la conservación del neumático que traspasa la potencia del motor al suelo durante más vueltas. Y eso es algo de lo que se dieron cuenta en el lado del box de Valentino Rossi y, junto con su técnico, Silvano Galbusera, cambiaron el enfoque con el que debían configurar la moto: pasar del rendimiento puro, a la durabilidad de las mejores prestaciones posibles. Esto es, en palabras del técnico italiano, trabajar con un planteamiento de motos de resistencia.

Esto puede cambiar de una forma definitiva las opciones de Valentino Rossi en sus opciones de luchar por el mundial.

En el transcurso de la vida profesional, la evolución del entorno es algo que siempre nos pone a prueba, a cada uno en su faceta, y que si no encontramos la forma de adaptarnos al nuevo escenario, dejaremos de ser válidos. Es así de duro, y más en la competición deportiva.

Esa adaptación se complica con el paso del tiempo, cuando tenemos una estructura mental y una metodología establecida y arraigada. Hay un refrán en inglés que reza “You can’t teach an old dog new tricks”, literalmente dice que no se pueden enseñar nuevos trucos a un perro viejo, pero la diferencia entre un buen piloto y un gran piloto es la capacidad de seguir aprendiendo. Esa evolución continua es la que lleva a los grandes a mejorar siempre, o que sigan siendo competitivos a pesar del paso del tiempo, y en eso Valentino Rossi roza la excelencia, y es lo que ha vuelto a hacer el de Tavullia.

El cambio de Valentino Rossi no ha sido tanto una cuestión de técnica en el pilotaje, sino en el planteamiento de la carrera. Ha cambiado el enfoque de aquello en lo que se debe concentrar, ya que las carencias de su moto le impiden entrar en un cuerpo a cuerpo que le permita superar a sus rivales. De todos es sabido que a la versión de 2018 le faltaba freno motor para ser superior en las frenadas, y que gastaba demasiado rápido los neumáticos como para superar en aceleración o velocidad punta a nadie.

¿Solución? Evitar los duelos haciendo una buena salida y estableciendo un ritmo constante, como ya demostró en Malasia y bajo el agua de Valencia al convertirse en un metrónomo. En Malasia consiguió forzar a Márquez a sobrecalentar sus neumáticos, teniendo así que pausar su persecución, en una carrera que habría podido ganar de no caer. Valentino Rossi se focalizó en establecer un ritmo demoledor, con sus 9 primeras vueltas en el 2:01,0, las 2 siguientes en 2:00,9 y hasta la caída marcó regularmente 2:01,1.

Una de las virtudes de aquellos que son grandes, es su capacidad de obtener algo positivo incluso de las situaciones contrarias. Eso es algo que Valentino Rossi y su equipo han sabido hacer, y aprovechando esta situación han llegado a un nivel y estilo de pilotaje que, de otra forma no se habrían planteado.

En el supuesto que Yamaha consiga poner en pista una moto competitiva, y teniendo en cuenta que la regularidad de Valentino Rossi le ha permitido ser tercero en el campeonato en un muy mal año, así que con esta nueva evolución en su pilotaje, o en su concepción de las carreras, Valentino Rossi podría optar al título en 2019 .

@LucioLopezGP


Lee a Diego Lacave y su artículo sobre el mejor error de Marc Márquez


Contratar buenas firmas y conseguir información es un proceso costoso. Si aprecias lo que hacemos y quieres colaborar, puedes hacerlo aquí: (MotorluNews es una marca de Parker & Green, S.L.)

Dona en PayPal Dona en GoFundMe


 

Leave a Reply

Your email address will not be published.

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.